Banner

Cómo elegir la sandalia adecuada (para niños)

Correo electrónico Imprimir PDF
(12 votos)

El principal problema que presenta el uso de sandalias en niños es la sujeción del pie, más reducida con respecto a un calzado cerrado.

 

Es muy recomendable que la sandalia sujete el tobillo pare permitir que el niño desarrolle sus actividades de forma adecuada impidiendo que se produzcan destalonamientos y tropiezos. El corte de la sandalia en esta zona debe quedar situado por debajo de los maléolos.

 

 

zaparo1

 

Conviene evitar las esclavas o sandalias con una tira entre el primer y el segundo dedo. Es aconsejable que la sandalia sujete el empeine para acompañar de manera adecuada los movimientos del niño. La tira delantera debe ser lo bastante ancha para proporcionar una buena sujeción del calzado, sobre todo en aquellas sandalias sin sujeción en el tobillo.

 

 

sandalia infantil

 

Se recomienda que las tiras sean anchas, acolchadas y con bordes suaves, para que no provoquen rozaduras durante el desarrollo de las actividades del niño. Es recomendable la inclusión de cierres regulables en las tiras para proporcionar un buen ajuste y evitar molestias.

 

La anchura de la suela debe ser mayor que la del pie para proporcionar una base estable y asegurar que el pie no contacta con el suelo. Se recomienda que el material de la suela sea ligero para que el calzado no descuelgue del pie del niño.